lunes, enero 21, 2008

PARA COMENZAR ESTE NUEVO AÑO, QUIERO COMPARTIR CON USTEDES, ESTE ESCRITO QUE ME ENVIO UN AMIGO, ERGASTO;ESPERO LO DISFRUTEN Y SOBRE TODO QUE PODAMOS APLICARLO A NUESTRA VIDA COTIDIANA.



Persona quiere decir máscara, y cada uno de nosotros tiene muchas.



¿Hay realmente una verdadera que pueda expresar la compleja, ambigua y contradictoria condición humana?




Siempre es terrible ver a un hombre que se cree absoluta y seguramente solo, pues hay en él, algo trágico, quizás hasta sagrado, y a la vez horrendo y vergonzoso.




Siempre llevamos una máscara, que nunca es la misma sino que cambia para cada uno de los lugares
Que tenemos asignados en la vida:

- la de profesor, la del amante, la del intelectual, la del héroe,

La del hermano cariñoso.




Pero,

¿Qué máscara nos ponemos o que máscara nos queda cuando

Estamos en soledad, cuando creemos que nadie nos observa,

Nos controla, nos escucha, nos exige, nos suplica, nos intima,

Nos ataca?




¿Acaso el carácter sagrado de ese instante se deba a que el

Hombre está entonces frente a la Divinidad, o por lo menos

Ante su propia e implacable conciencia?




¡Cuántas lágrimas hay detrás de las máscaras!




¡Cuánto más podría el hombre llegar al encuentro con el otro

Hombre si nos acercáramos los unos a los otros como necesitados que somos, en lugar de figurarnos fuertes!




Si dejáramos de mostrarnos autosuficientes y nos atreviéramos
A reconocer la gran necesidad del otro que tenemos para seguir
Viviendo, como muertos de sed que somos en verdad; ¡cuánto
Mal podría ser evitado!...











Ernesto Sábato. (Rojas, Buenos Aires, Argentina, 1911). Novelista y ensayista argentino, cuya obra se caracteriza por un profundo contenido intelectual sobre la difícil separación entre las nociones del bien y del mal, y por un estilo brillante e inquietante. Autor de la novela El túnel (1948), obra que tuvo una gran aceptación y sirvió para calificarlo como una inquietante y original personalidad literaria y de Sobre héroes y tumbas (1961), considerada la mejor novela argentina del siglo XX, y que consagró a Sábato como escritor universal. Recibió el nombramiento de Caballero de la Legión de Honor de Francia en 1979, y el Premio Miguel de Cervantes en 1984. -

5 comentarios:

Eros dijo...

Si dejáramos de mostrarnos autosuficientes y nos atreviéramos
A reconocer la gran necesidad del otro que tenemos para seguir
Viviendo, como muertos de sed que somos en verdad...
Bellisimas lineas, Sil y cuanto me alegro que hayas sido vos la q lo postearas aca...
Nunca me olvide ni me olivdare de ti, amada amiga, xq seria como olvidarme de respirar..
Cuando quieras me invitas y juntamos donde vos digas un poco de mistol q te parece??...
Un Millon de besos al centro de tu corazon, te quiero mucho...
Eros...

Eros dijo...

Hola Sil.. Al otro lado de la luna te deje mi respuesta a tu inquietudven tomate de mi mano y vamonos juntos hasta alla..
Un beso en tu centro..
Eros.......

mi despertar dijo...

Hermoso texto muchacha adelante que te seguimos

AlegriadeQuerer dijo...

En la próxima puesta de sol,
Agradece a Dios por todos
Los días, por darte fuerza para vivir,
A PESAR de tus problemas.

A partir del próximo amanecer, solo piensa
En las cosas buenas que tienes.
Vive Tu vida SIN MIEDO A SER FELIZ.

Te quiero mucho. Yudelka

Miriam Jaramillo dijo...

Querida Silvina. Siempre es un placer leerte. Cuanta verdad en todo esto. Con especial afecto.