lunes, noviembre 27, 2006

HOY QUIERO


Para imaginarme un mundo en mis manos,
quiero:
Hacer de la pena, alegría
Del dolor, esperanza.
Quiero sentir, que llegas a mi lado,
Y allí té quedas para siempre.
Hoy quiero imaginarme un mundo distinto,
Sin pretendidas sonrisas.
Hoy necesito ser viento,
Que arrase lo mundano.
Hoy quiero que la muerte,
Solo sea vida;
y la distancia un muro,
Para siempre derrumbado.
Hoy quiero soñar despierta,
Para seguir sintiendo todo.
Y mis labios sigan pronunciando,
tu nombre, cuando acabe el ocaso...
 Posted by Picasa

4 comentarios:

CILENCIO NO SE CALLA dijo...

nena, estoy enojado... cuando tenía 8 añitos, cansado de oir y deleer en el libro de lectura, que la madre es maravillosa -hay madres h. de P. -le dije a la mía, como cosa mia, fuera de contexto:
-Mamá, yo no te quiero porque seas mi mammá, simo p0orque sos buena conmigo -y segué haciendo lo mio, jugar. si a esa edad un ser humano se pujede dar cuenta de eso, ¿Porque la gente grande no puede entender una verdad tan simple, como que si alguien no te aprecia, para ti no exista, ni te das cuenta que está en algún lugar?
ahora, eso sí, tu poesía masoquista, técnicamente, es impeclabe, de gran vuelo. Y te lo digo en serio, tenés imágines muy buenas... pero por el dios de los agnósticos, hacé un poema sobre el mejor momento, pueden ser 10 segundos, que tuviste en tu vida, y si te gusta, el el terreno amoroso.
Chau, te quiero, y va un beso en Cilencio.

Eros dijo...

UFFFFF mi Mujer, Amiga.... Vaya para ti todo mis deseos de gozo y de felicidad y q este dia q Dios y la vida te regalo, la uses en pleno junto a tu hijo q se q es el alma tuya---
Te quiero preciosa...
Felicidades.........
Eros.......

CILENCIO NO SE CALLA dijo...

Silvina querida, que los cumplan felices... va mi gran beso para ti, y un abrqzo virtual para tu hijo, todo en Cilencio.

A moonclad reflection dijo...

Has todo esto que dices q es hermoso...pero que sea por y para ti...y ese nombre q se vaya con el viento...q sea el quien te llame esta vez pq asi lo vales...besotes